• mar. May 28th, 2024

La revolución de las conciencias no permite marcha atrás: Secretaria de Gobernación

En la plaza pública más importante del país, el Zócalo de la Ciudad de México, con miles de personas de todas las edades que se dieron cita para celebrar junto al presidente Andrés Manuel López Obrador el quinto aniversario del inicio de la Cuarta Transformación, la secretaria de Gobernación, Luisa María Alcalde Luján, destacó el papel de las y los jóvenes en este gobierno.

El triunfo –subrayó– de jóvenes que hoy tienen oportunidades de empleo que les permite construir su futuro. El triunfo de estudiantes de escasos recursos, pero no de escasas opciones para seguir en la escuela.

“El triunfo de jóvenes que pueden creer, pensar, amar con libertad. ¡Este es el triunfo del pueblo! Ese es el relevo generacional. El relevo que asume su papel protagónico en esta historia”, expresó.

Señaló que siempre habrá quienes insistan con su racismo, clasismo y misoginia; y habrá pensamiento conservador que quiera volver al pasado, pero la revolución de las conciencias no permite marcha atrás.

“Han sido miles de plazas públicas en todos los municipios del país, donde aún se escucha el eco de las causas justas que hemos defendido. Hay algo que permanece con el paso del tiempo: el valor del movimiento honesto, la congruencia y valentía por no cansarse y no dejarse vencer”, apuntó.

La titular de Gobernación reafirmó que la gobernabilidad democrática del país se garantiza cuando se escucha a todas y a todos, cuando se gobierna para todos, pero se da prioridad a los más débiles.

En ese sentido, ratificó que la gobernabilidad democrática es constructora de paz y protectora de libertades. “Es aquella que permite que construyamos un país más justo. Y hoy vivimos en un México verdaderamente democrático”.

Indicó que en 457 días habrá de concluir la primera etapa del proceso de transformación, lo cual no significa un descenso, sino al contrario, está comenzando el momento estelar de la Cuarta Transformación. “El movimiento final del Huapango de Moncayo es el más electrizante, el ¡Viva México!, último, es el que se escucha con más emoción (…) la transformación no se va, no se va, no se va”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *